No fue ayer


Te despiertas súbitamente, con los ojos enrojecidos, sollozando quedamente. En una cama que no es la tuya, que no reconoces. En una habitación extraña. Dentro de un cuerpo ajeno. ¿Qué está pasando? ¿Por qué te sientes tan diferente? ¿Qué ha sido de tu mundo? Sientes un momento de pánico atenazador que te paraliza por completo y nubla tu razón. Tan sólo fue ayer cuando… Pero… No, no fue ayer… ¿verdad? Hace años, realmente… Hace ya años que vives una vida que no es la tuya, que te levantas cada mañana en un mundo que no entiendes, que no obedece ninguna regla que puedas comprender, y que parece estar contra tí. Hace años que lloras por la noche, sin entender siquiera por qué lo haces. No fue ayer… Poco a poco recuerdas. Todos los años pasados entran en tus recuerdos como un vaso que se llena, y sabes que no fue ayer.

Te levantas, otro día más. Otro día lejos de tu mundo.

Comments are closed.